GNOSIS EXPERIENCIAS

 
 
1 MUERTE DEL EGO DE

 LA  PENA AJENA

 

 
 

2 MUERTE DEL EGO DE 

   FALSO SENTIMIENTO DEL HONOR

 

 
 

3 MUERTE DEL EGO DE

 MIEDO A DAR MALA  IMAGEN

 

 

 

4 MUERTE DEL EGO DE  

  MIEDO A LAS CONSECUENCIAS  

 

 
 

5 MUERTE DEL EGO DE

  MIEDO A LA SOLEDAD

 

 
 

6 MUERTE DEL EGO DE

MIEDO AL MIEDO

 

 
 

7 MUERTE DEL EGO DE

    LOS  C E L O S

 

 
 

8 MUERTE DEL EGO DE

   LA ENVIDIA

 

 
 

9 MUERTE DEL EGO DE

 LA S U M I S I O N

 

 
 

10 MUERTE DEL EGO DE

LA VANIDAD  HERIDA

 

 
 

11 MUERTE DEL EGO DE

 LA CRISIS   EMOCIONAL

 

 
 

12 MUERTE DEL EGO DE

UNA FACETA LUJURIOSA

 

 
 13  MUERTE DEL EGO DE UNA      PRESENCIA  LUJURIOSA  
    

14 MUERTE DEL EGO DE

 AUTOREPROCHE EN EL

 RESENTIMIENTO

 

 
 

15  I N I C I A C I O N E S

  PRIMERA PRUEBA DE       LOS CUATRO ELEMENTOS

 

 
 

16 MUERTE DEL EGO

LA LUJURIA A TRAVÉS DE LA IMAGEN

 

 
 

17 MUERTE DEL  EGO

DEL HALAGO Y LA FALSA MODESTIA

 

 
 

18 MUERTE DEL EGO

MIEDO A QUEDAR EN FEO

 

 
 

19 MUERTE DEL EGO

EN EL RECUERDO DE UNA PENA

 

 
20 MUERTE DEL  EGO  

OTRA FACETA DE CELOS

 
 

      21 MUERTE DEL  EGO

    INGRATITUD AJENA

 

 
    

   22 MUERTE DEL  EGO

  UNA FACETA LASCIVA

 

 
    23 MUERTE DEL  EGO

   SENTIMIENTO DE       

    AUTOLASTIMA

 

 
  24 MUERTE DEL  EGO

   ACTO NUPCIAL DE LA

     COBRA DORADA

CONTINUA..........

  25 MUERTE DEL  EGO

     DE LA LUJURIA

      MORBOSA DE LA

      T R A G E D I A

 

 

 
  

  26 MUERTE DEL  EGO

       LIBERAR A LA     

       VIRGEN NEGRA

 

 
   

  27 MUERTE DEL  EGO

     DEL REGISTRO

    ANCESTRO DE LOS

 ARCHIVOS AKASICOS 

 

 
 

   28 MUERTE DEL  EGO

     DE UNA FACETA

   DE LA ENVIDIA EN LA

        I N F A N C I A

   

 
    29 MUERTE DEL  EGO

   LA MAMA OCA O LA

        MADRE  GANSO

 

 
 

  30 MUERTE DEL  EGO

           MIEDO A MI

           DEBILIDAD

     

 
 

   31 MUERTE DEL  EGO

       LAS DISTINTAS

     CARAS DE LA IRA

 

 
   32 MUERTE DEL  EGO

    FRUSTRACIÓN CON

    LA IRA

 

 
   33 MUERTE DEL  EGO

   LA INCERTIDUMBRE

   Y LA DUDA

 

 
    34 MUERTE DEL  EGO

     PENA A HERIR  LOS

 SENTIMIENTOS AJENOS 

 

 
   35 MUERTE DEL  EGO

         L E V I A T A N

      PRIMERA PARTE

    

 
   36 MUERTE DEL  EGO

    L E V I A T A N

   SEGUNDA PARTE

 

 
  37 MUERTE DEL  EGO

       LA IRA Y LA

    SUSCEPTIBILIDAD

    PRIMERA PARTE

 

 
  38 MUERTE DEL  EGO

       LA IRA Y LA

    SUSCEPTIBILIDAD

    SEGUNDA PARTE

 

 
  39 MUERTE DEL  EGO

       LA IRA Y LA

    SUSCEPTIBILIDAD

    TERCERA  PARTE

 

 
   VOLVER A LA

   P R I N C I P A L

 

   

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

   

   LA LUJURIA EN LA CONCIENCIA COLECTIVA

                      DE  L E V I A T Á N

                               

 

    (PROVIENE DE LA ANTERIOR PAGINA Nº 35 ....)

 Es previo que aprendáis a  no sentir ese tipo de dolor. Aceptar las lecciones. Todo es correcto en el momento en que ocurre aunque el entendimiento os diga lo contrario. Incluso Leviatán está cumpliendo bien su sumisión. 

    La conciencia no debe dar alimento al “esqueleto” o a la  zona oscura, de ese modo no subsiste… Con ello os quiero hacer entender que incluso el estado de la pena, el de la condescendencia, incluso el de la bondad cuando se excede más allá de lo que es propio empieza a funcionar como  engranaje lujurioso. 

    La lujuria no sexual termina alimentando en su amplitud al sector que más predomina,  e indudablemente, el pozo de su furia es el mismo,  y su fuego siempre proviene de ese principio. No en vano hemos trabajado esa vertiente ante la aparición de esas  grotescas imágenes infantiles....  

    ¡Observad hijos míos¡ en el momento en que en este mundo astral, donde se desarrolla vuestra experiencia liberadora, se crea la vida, el pulpo no lo puede contener y lo devuelve al mar.  Sin el poder de Leviatán, esta formación ya no tiene motivo de existir en esas aguas en concreto aunque su alusión sea la sabiduría. 

    Mirad ahora al cristalino mar…” 

           

     Y todos al fijar nuestros ojos en él vimos reflejado nuestro propio espacio físico, el que deducimos como real. Y al mirar al frente, todos los que nos acompañaban eran entes de luz conocidos e irreconocibles a la vez.

     Y la Diosa Muerte nos señaló… 

    “Ellos en este momento se encuentran en el espacio sideral y cada alma-luz regresará  a su cuerpo portador…”.

 

   A medida que el vuelo se emprendió fuimos viendo que todos eran vestidos al igual que nuestros cuerpos, de pulido lino. Una túnica nos cubrió hasta los pies. Y delante nuestro volvió a estar de nuevo  la barca, pero esta vez en el regreso no nos acompañaba la muerte. ¿Quién entonces era el guía? La vida.  Un monje vestido de blanco nos invitó a subir. Y de espaldas al otro mundo, ahora floreciente, veíamos salir el sol.  La existencia de la sustancia celestial  no necesitaba el farolillo del Aqueronte, el astro rey nos alumbraba, y todo aquello que estaba oscuro la claridad lo absorbió. 

   Cuando llegamos a tierra se presenta la Madre Divina en su cuerpo omnipotente y nos dijo…

        “El trabajo ha estado bien, y reafirmo que los conceptos que habéis rescatado son partes de vuestra conciencia muy importantes en estos momentos. 

    Luchar no siempre implica tener que eliminar, a veces es sencillamente comprender. Ser consciente que en algunos momentos es necesaria la fuerza, pero que en otras tiene más poder el conocimiento. Este es el motivo  por el que la transformación es aun un grado superior en la escala espiritual. 

   Ahora sois reclamados por el Agni-Solar…”     

   Fuimos presentados ante ese Ser Solar y nos estimuló a presentarnos en la facultad, y Éste nos dijo…  

    “Las representaciones del laberinto de la lujuria que estamos trabajando albergan muchas formas de representarse y  siempre se constituyen con una versión de conflicto. Lo  importante de esta lección es que exista una estrategia, porque el mundo se mueve por la destreza de la compensación. Esa es la única condición que nos pone el equilibrio. 

     La prueba  como se os ha dicho previamente ha salido bien”. 

     Y en el aula-templo coincidimos con  todas las personas que se presentaron en la lucha y sin embargo, no podríamos decir quienes eran… Uno a uno nos fue entregado unos papiros como si fuera diplomas. Era un honor el recibirlos.  

    Agni con una bolsa vacía en la mano se acercó a Jesús y a mí, y nos pidió que de ella extrajésemos un objeto, ya que su significado nos sería revelador para ambos,  pero con la peculiaridad de que lo obtenido sería entregado a la pareja. Jesús sacaba de la escarcela el ojo de Ra y me lo puso en el tercer ojo en forma vertical. Y yo con gran emoción obtuve una corona con la serpiente levantada y se la puse sobre la cabeza.    

    La Representación Solar quiso explicarnos… 

    “Ahora el conocimiento y su visión están unidos en la cognición. Jesús es la sabiduría,  pues la visión necesita de la intuición, la sensatez y la gnosis de la misma manera que el conocimiento necesita de la visión para poder ver más allá. De esta manera cada uno reconoce el valor de su representación dual”. 

   Nos cogió la mano y con una  tira de tela dorada las entrelazó diciéndonos… 

     “Unidos ahora por mi beneplácito deciros algo significativo…” 

    Y Mirándonos a los ojos nos expresó… 

    “Jesús tu adquirirás con el tiempo la otra serpiente que te falta, que superará en número y poder a la que posees. Y tu Montse, te falta el resurgir del  cuarto ojo donde se incluye el tercero”. 

   Nos explicó que… 

    “El compromiso realizado es un intento de entrar en las dimensiones superiores, no solamente a nivel astral, sino es  como intentar llevar la vida a un nivel superior. En el físico os podéis mover en la tercera dimensión,  pero lo que vuestra misión implica es conseguir trasladarse de la tercera hasta la sexta.  

    En la actualidad establecéis un contacto puntual pero aun  es un poco inconsciente. No creéis en vosotros mismos y en la energía generada. Sin embargo  poco a poco iréis  alcanzando esas otras proporciones”. 

   Y la Madre se despidió diciéndonos…

    “El conocimiento lo emitiréis de la manera que consideréis oportuna.

    Y recordad… Lo que uno alcanza; el otro lo ve y viceversa... ”

    Bien sabido cual es nuestro objetivo Jesús buscará esa doble serpiente  y por mi parte indagaré de cómo encontrar al que encuentra, el cuarto ojo… Quizás en otra dimensión, lo único que sabemos es que los egipcios poseen un ojo de Horus y otro de Isis y si la Luz lo dispone lo hallaremos todo…   

     Sea cual fuere el sendero escogido… éste nos conducirá a la sabiduría, sólo que  si cerramos los ojos al entendimiento resultará que el camino hacía nuestro objetivo será más largo.

    Las señales son símbolos que claman en el silencio del alma, para guiar nuestros pasos hacía la ascensión,  y el Cosmocrator no siempre utiliza las mismas formas de expresión. Este es el secreto por el cual, la verdad puede tener infinidad de realidades y diferentes códigos nos dicen las mismas cosas. 

    Explicaros también que cuando se presentó ese monstruo en forma de serpiente dragón en la cueva le pregunté su nombre, él me respondió o bien yo entendí “Levitán”. Como no conocía la naturaleza  de semejante fuerza le pregunté a Jesús si él sabía detalles que nos pudieran ayudar para hacerle frente y así crear la estrategia adecuada. Jesús me contestó que el nombre correcto era Leviatán y aunque no poseía documentación, él lo enmarcó como un ser del mal introducido en el antiguo testamento. 

    Más tarde intrigados por saber su procedencia e historia averiguamos vía Internet el simbolismo que a  dicha fiera corresponde y leímos… 

     Taninim, otra denominación de esa bestia infernal, cocodrilo o gran serpiente rastrera,  en hebreo simboliza enrollado. Se trata de un monstruo  marino y según el génesis fue creada por Dios. El Cosmocrator, según  Rashi, guía filosófico de la Torá judía y el Talmud expuso y así  lo narramos de forma resumida:

    En el inicio de los inicios, a Leviatán se le ofreció una compañera para que pudiera concebir pero viendo la perversidad de la que hacían gala señala literalmente “Dios mató a la hembra y la salvó para los honestos, ya que si los leviatanes llegaran a procrear, entonces el mundo no podría interponérseles”.  

    Y ante esta contradicción… “mató a la hembra y la salvó para los honestos…  

    ¿Qué podemos entender? … 

    ¿Qué es lo que nos están indicando?...  

    La reflexión es muy importante, nada esta dicho al azar. 

    Pero esta respuesta os la dejamos en suspende… ya que  se trata de la refutación de otra gran experiencia tántrica donde la parte femenina de Leviatán mostró su poder de origen. Y como bien dicen los narradores… 

     Señores esto ya  es otra historia… 

   Y continuando nuestra investigación descubrimos que este monstruo de las profundidades era una manifestación del mal absoluto y es allí, donde se concentra la malevolencia  de toda la humanidad.  Su estamento es tan poderoso  que sólo la mano de Dios puede destruirlo. 

    Muchos libros hablan de Leviatán y los más interesantes con respecto a  nuestras meditaciones tántricas son los siguientes:  

    Job 41:01
    “¿Sacaras al Leviatán con el anzuelo, y con una cuerda lo sujetaras de la lengua?” 

    Isaías 27:1 

    “Aquel día Yahvé castigará con su espada firme, grande y pesada a la serpiente Leviatán,   que   siempre  sale huyendo, a Leviatán, que es una serpiente astuta y matará al dragón que hay en el mar”. 

    Salmo 74:14
    “Por ahí circulan los navíos y Leviatán que hiciste para entretenerte”.
    Génesis 1:2

    “Dios condujo detrás las aguas de la tierra preexistente y destruyó al caótico monstruo marino Leviatán para formar lo deformado y moldear la tierra a su gusto…”

   Isaías  51:9

    “La interpretación   cristiana  del Leviatán  le considera  a menudo  como un demonio asociado con Satán o el Diablo, y algunas corrientes especulan que éste es el mismo monstruo que Rahab (ángel-demonio de la insolencia y la arrogancia que habita en las aguas marinas).

    En Moed Katan 25b se menciona que: "Rav Ashi le dijo a Bar Kipok:

     ¿Qué será dicho en mi entierro?  

    Y él contestó…

     "¿Si una llama puede derrumbar a un cedro, qué esperanza tiene un árbol pequeño? Si un Leviatán se puede enganchar y acarrear a la tierra… ¿Qué esperanza tiene un pescado en un charco?"

    Algunas leyendas judías consideran al Leviatán como un dragón andrógino que en su forma masculina sedujo a Eva, y a Adán en su forma femenina.

    Algunos eruditos bíblicos consideran que Leviatán representa las fuerzas preexistentes del caos. 

    Una vez asumida toda esta información que os hemos descrito nos  quedamos anonadados de las sincronicidades que vivimos con respecto a la literalidad entre el texto y la vivencia.  No en vano a nosotros en ese paraíso, la bestia oceánica nos quería hacer creer que estábamos en el principio de los tiempos,  donde el pecado no era conocido y el Árbol de la Sabiduría o del bien y del mal no estaba profanado por nuestras pasiones y lujuria de poder. De nuevo Leviatán quería seducirnos como lo hizo en el inicio de los mundos con Adán y Eva, pero en esta ocasión no podía mostrarse como serpiente, le hubiéramos reconocido y en ese espacio se podía manifestar como Dios,  porque ese tampoco era el paraíso creado por el Artista Celeste. 

    Sincronicidades: 

Desconocíamos la procedencia de ese Taninim y resultó que en ambos casos mantenían similitudes muy concretas como: 

Ø En las dos circunstancias, en los textos sagrados y en la experiencia tántrica, la acción se desarrolló en las profundidades de las aguas oceánicas. 

Ø No le pudimos eliminar, ya que, tan sólo Dios a través de sus Arcángeles o de su poder omnipotente puede realizarlo. 

Ø Su capacidad de salvación se encuentra definida en la astucia para poder escapar, también se retira al serle devuelta su ira. 

Ø Hubo una momentánea seducción al creer en la belleza ficticia como Adán y Eva le creyeron con respecto al árbol sagrado. 

Ø El miedo a sus replicas hizo que muchos de los que nos intentaron ayudar y liberarse a la vez a sí mismos, no se atrevieran a cruzar el umbral que podía simbolizar ver a la maldad en su versión más dura. 

Ø En otras experiencias místicas se perfilan situaciones que abordan las mismas explicaciones o circunstancias y que serán expuestas con posterioridad.  

7 de Febrero del 2010.

 

 

 

 Grabación nº Nº   B0001- B0002- B0003  - 24/4/08

Esta vivencia  puede ser divulgada por Amor a la Humanidad pero con la condición,  de hacer un uso correcto, y de no sacar beneficio económico  por ello.

Correo Electrónico de Jesús y Montse yeshua9999@yahoo.es   

 

                                                                                             Siguiente>>>>>>>